Uso eficiente y gestión de recursos

Te compartimos nuestras iniciativas para hacer uso eficiente de los recursos y reducir el impacto ambiental.

Ahorramos agua

Gestionamos de forma integral este recurso hídrico. Somos conscientes de la importancia que representa este recurso para la ejecución de las diferentes actividades desarrolladas en el proceso educativo. Por ello establecimos programas encaminados al ahorro y uso de las diferentes fuentes de suministro que posee la Universidad, tales como acueducto veredal, aguas superficiales y aguas lluvias.

De igual manera, realizamos una correcta gestión de las aguas residuales generadas en el proceso educativo. Toda esta gestión se lleva a cabo con el Programa para el Uso Eficiente y Racional del Agua (PUEYRA).

Reducimos el consumo de energía eléctrica

Implementamos tecnologías para reducir el consumo de este recurso; así mismo realizamos campañas educativas con los diferentes públicos de interés a través de las cuales se enfatizamos en el uso eficiente y racional de la energía. Como proyecto tenemos la implementación de sistemas de energía renovable (paneles solares), cuyo propósito es disminuir el consumo de energía por red; así como las emisiones de CO2.

Seleccionamos y aprovechamos los residuos sólidos

Realizamos una gestión integral de los diferentes tipos de residuos que se generan; entre los que se encuentran ordinarios, reciclables y peligrosos. Además de esto, implementamos sistemas para la selección y aprovechamiento de residuos con potencial de recuperación como materia prima en procesos productivos. Para el caso de residuos posconsumo (medicamentos, luminarias, pilas, residuos eléctricos y electrónicos, y aceite usado de cocina), contamos con un punto de separación selectiva, para su correcta gestión final.

Como parte de toda esta gestión, la Universidad estableció alianza con la empresa Kaptar, instalando un punto de acopio para PET, aluminio, tetra pak y pilas, estos residuos son introducidos de nuevo a la cadena productiva; para el caso de las pilas se gestionan a través de los planes posconsumo establecidos por el MADS.